Evadirse en el cobro de impagados como deudor

Evadirse en el cobro de impagados como deudor 5.00/5 (100.00%) 2 votes

Una de las peores cosas que puede hacer una persona cuando resulta que es el deudor y hay una empresa de recobro iniciando el cobro de impagados contra él es justamente evadirse de cualquier responsabilidad frente al cobro de esa deuda.

 Motivos para explicar este comportamiento hay muchos por parte el deudor, lo que está claro es que esta forma de actuar al menos cuando hay una empresa de recobro por medio es un error garrafal.

Cuando es un acreedor el que reclama la deuda directamente a su deudor, al no dedicarse profesionalmente al cobro pues que el deudor aparezca o no aparezca para pagar la deuda no es importante pues en muchos casos el acreedor no sabe lo que esto significa, con la empresa de recobros en cambio pasa todo lo contrario.

¿Porque es un error evadirse en el cobro de impagados?

Lo es básicamente porque la empresa de recobros tiene la suficiente experiencia como para saber que aquel deudor que no quiere dar la cara en el cobro de la deuda lo que busca es no pagar la deuda. No solo eso, seguramente nunca tuvo intención de pagar su deuda con lo que es posible estaríamos hablando de un moroso profesional.

Sí que es cierto que este comportamiento no tiene porque significar al 100% que sea un moroso profesional el deudor, ahora bien, como ya hemos explicado en otros artículos hay tres tipos de deudores, los deudores intencionales (que son similares a los profesionales), los morosos profesionales y los deudores fortuitos.

La única diferencia entre el deudor intencional y el deudor profesional es que el primero sí que es posible este atravesando una situación de crisis REAL pero a pesar de eso comprar productos/servicios que sabe luego no podrá pagar por circunstancias económicas.

El moroso profesional no paga pudiendo hacerlo pues su modo de vida es ese, y por último el deudor fortuito es aquel que quiere pagar pero no puede.

De todos estos deudores el único que realmente nunca se evade es el moroso fortuito, todos los demás una de las tácticas que emplean es el de no dar la cara intentando ganar tiempo para agotar al acreedor o empresa de recobro que le este reclamando la deuda.

Ese es uno de los motivos por los cuales buscan evadirse del cobro, aunque no es la única.

Hay tácticas de todo tipo empleados por aquellos deudores que no tienen ninguna intención de pagar sus deudas, desde decir que no se tiene la factura hasta que la mercancía o servicio esta defectuosa, que parte de la deuda ya estaba saldada, que quien debe dinero es la empresa no el administrador personalmente…

Ni os imagináis la cantidad de excusas que nos toca escuchar casi todos los días por parte de los deudores, por suerte, la experiencia aquí marca la diferencia y sabemos cuándo es cierto y cuando no lo es.

Para finalizar nos gustaría añadir de la consecuencia final de evadirse continuamente en el cobro de impagados que casi con total seguridad será el recobro extrajudicial presencial.

Es decir, así como hasta ahora puedes haber solo recibido llamadas como deudor por parte de la empresa de recobro (nosotros por ejemplo antes de pasar a las visitas intentamos el recobro amistoso) en caso de no alcanzar acuerdo y sobre todo ver como deudor se evade del tema pasamos a la vía del recobro extrajudicial con visitas presenciales hasta que se cobra la deuda.

Cobro deudas y Cobro Impagados

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

cuatro + 5 =