Reclamar a una empresa que no quiere pagar sus deudas

Por favor,Puntua

A la hora de llevar a cabo una reclamación de deudas no todas las empresas suelen estar dispuestas a pagar sus deudas.

Es algo que hemos visto muchas ocasiones en nuestra empresa, como los encargados de llevar los pagos en una empresa no estaban dispuestas a asumir las mismas.

Algo que desde una empresa de recobro no se suele aceptar en el recobro de deudas salvo cuando hay algún motivo que lo justifique.

Porque no todas las deudas estas empresas las intentan cobrar.

Más de una vez las empresas de recobro no aceptan llevar a cabo este tipo de operaciones por la sencilla razón de que el acreedor justifica de manera correcta el no cobro de la deuda.

Por mucho que una empresa de recobro se dedique a cobrar impagados lo que nunca va a hacer es buscar cobrar una deuda sea cual sea dando igual el motivo.

Te pongo un ejemplo bastante lógico además.

Cliente nos contrata para cobrar una deuda de unos 4000€ a un deudor.

La deuda se la debe por un trabajo realizado y no cobrado.

Sin embargo resulta que el deudor original tampoco ha cobrado la deuda de su cliente.

Incluso en el momento de reclamarle la deuda lo que nos acepta es entregarnos la deuda que tiene con su cliente para reclamársela directamente a él.

En un caso como este nosotros por mucho que seamos una empresa de recobro no podríamos iniciar el cobro contra estas personas por la sencilla razón de que habría una explicación para el impago.

Hablamos siempre aquí del recobro extrajudicial en persona pues es evidente que el recobro judicial de deudas a través del juzgado siempre podría ser una opción.

Por todo ello nosotros lo que te decimos en una situación como esta es que de manera previa a contratar con la empresa de recobro valores que tipo de deuda es la que tienes.

¿Qué pasa si una empresa no quiere pagar las deudas que previamente ha contraído con terceros?

Si no hay razón para ello no pudiéndose además demostrar nuestra obligación como empresa que cobra deudas será la de intentar cobrar las mismas.

Lo que haremos será intentar ya sea el cobro extrajudicial a través de los gestores de cobro o bien mediante el cobro judicial.

Todo depende del tipo de contratación que haya llevado a cabo el acreedor de la deuda.

Con Grupo Recobro ya sabes que puedes llevar el cobro por dos vías, por la vía del recobro judicial con abogado y procurador o a través del recobro extrajudicial.

Es una cosa que te ha de quedar claro ya que una vez iniciamos el cobro no es aconsejable cambiar el modelo del mismo.

Solo en caso de que los resultados en alguna de estas opciones sean negativos podríamos recomendar cambiar a la otra vía de recobro.

¿Y si el deudor es un moroso profesional?                                          

En una situación como esta el problema con el que nos vamos a encontrar es que las posibilidades de cobro se reducirán.

No obstante para eso está el cobro extrajudicial, para intentar con ello conseguir el cobro de la deuda.

Cobro deudas y cobro impagados

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

uno × 5 =